jueves, 27 de octubre de 2011

Happiness

Que un tipo de mediana edad un poco calvo y bajito silbe desenfadado mientras elige cuatro pescadillas en el mercado es signo de que está contento y como comentaba el otro día con un amigo la alegría hoy día además de ser un valor en desuso se está convirtiendo casi en una reacción temeraria. Eso leía ayer en una entrada de facebook: "La revolución de hoy día es la alegría". Y tanto.

A mí me ponen contenta muchas cosas. En eso tengo suerte, soy fácilmente felicitable, en el sentido de hacer feliz fácilmente. (Cómo me gusta inventar palabras) Una cosa es ponerse contenta y otra ser feliz. Lo primero es algo más circunstancial y transitable, lo segundo se refiere a un estado más prolongado, como un sentimiento de fondo que guía las acciones, las reacciones, las frases también. Yo me pongo contenta con gestos espontáneos, con sorpresas, con detalles sutiles, con la luz, los paisajes, los trayectos de tren o de avión, los olores a otoño, a coco, a colonia de bebe, a pastelería, a cebollas y ajo en la sartén... con la ternura, los juegos, las tonterías, las canciones pegadizas, los bailes, el calorcito. Y me hacen feliz las personas transparentes, las que son buenas sin proponérselo y no saben lo que es el interés. También la sensación de haber aprovechado el tiempo, el ejercicio caminando, nadando, con la bici, en la montaña, la calma (sobre todo interior), el aprendizaje, la literatura.

¿Cómo con tantas cosas seguimos con esas caras largas en el metro y esos suspiros de desdicha? Repitiendo el verso de Ángel González que conocí a través de mi amigo Daniel Rogríguez: Es cierto que en este tiempo hostil propicio al odio cada día cuesta más sonreír. Pero que no se nos olvide lo cotidiano, lo cercano, lo palpable porque eso lo tenemos y eso al fin y al cabo es lo que nos da la felicidad.

¡A ver si escribiéndolo aquí lo recuerdo a diario!

Escucho

2 comentarios:

Kahlo dijo...

¡Qué post más bonito ^---^!
Me alegro mucho saber que piensas así y que cada día encuentres todas esas cosas que te ponen contenta, yo también sigo esa filosofía y funciona :) Escucho música alegre, me agarro a mi familia, a mi actual pareja, al arte y la cultura (a las tortillas de patas, las pelis de chicas, pintarme las uñas, leer a Marian Keyes, miiiil cosas) y sobretodo a escribir.

Un beso enorme desde la lejanía :)

Lika dijo...

Que ilusión Kalho, encontrar tus comentarios y cariño. Me recuerda a mis viejos tiempos de bloguera que intento rescatar. A mí también me gusta escribir y leer escritos de gente que escribe y lee como tú. Ya me enredé de nuevo en palabras.
Besito :)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...